domingo, 23 de mayo de 2010

La bandera de los losers


Este fue uno de mis primeros post. Los ciudadanos, gente del montón que labura todos los días sin muchas mas pretensiones que vivir en paz y tener algún que otro momento de felicidad; los nadies, también formamos parte de este país y guardamos la esperanza de que esto alguna vez funcione como lo soñaron aquellos hombres de mayo de 1810. Mi deseo es que no nos lleve otros 200 años y que el tricentenario encuentre a sus pobladores viviendo dignamente y en armonía por fin, cobijados por ese símbolo celeste y blanco que nos pertenece a todos.
Ya va siendo hora.

En el colegio el turno mañana izaba la bandera, el turno tarde la arriaba. Por turno le tocaba una semana a cada curso, a la mañana se cantaba “Aurora”, a la tarde el “Saludo a la Bandera”.
Esta era una tarea reservada para los mejores promedios, los alumnos top, los demás ni nos acercábamos al mástil, solo formábamos en el patio y cantábamos sin demasiado entusiasmo. Nuestro patriotismo era directamente proporcional a nuestras calificaciones. El honor de manipular la bandera no alcanzaba a los “losers”.
Esa tarde la tarea del arriado le tocaba a nuestro curso; a eso de las 3 el cielo se puso negro y se escucharon los primeros truenos. “Ya esta lloviendo! Hay que cerrar las ventanas y bajar la bandera” – chilló la maestra – “a ver, Juan y Ana, vayan a buscarla , rápido antes de que se largue mas fuerte!”. Nos eligió al azar solo por ser los que estábamos sentados mas cerca de la puerta del aula.
Salimos disparados con Juan Ernesto hacia el patio, “dale apurate, vos andá bajándola que yo busco la caja” - le dije. La bandera se guardaba dentro de una caja debajo del mástil, donde también estaba la ruedita que manejaba el mecanismo de izado o arriado.

Alli estamos entonces los dos solos. Cada vez llueve mas fuerte. Saco la caja y la abro, dispuesta a que Juane me pase la bandera para guardarla , pero cuando levanto la vista la veo flameando alto todavía, viene bajando muy despacio, no llega ni a la mitad del mástil: -“Dale que pasa? Esta trabada? Dale Juane que nos vamos a empapar!”-. El no me escucha, está como hipnotizado, gira la ruedita despacio mirando la bandera y lo escucho cantar bajito. “- Juaaaaannnnee! Movete, que hacés???". - “Salve Argentina, bandera azul y blanca ...pará ….nunca bajé la bandera che… cantá, cantá dale”-. Está emocionado! Hasta ese momento nunca había sentido ese tipo de emoción “patriótica” (y tampoco me ha vuelto a pasar muchas veces) sin embargo le obedezco sin entender mucho porqué, canto junto con el en voz baja mientras miro como va bajando la bandera.
Ahora llueve fuerte, nos estamos haciendo sopa mientras la maestra nos hace señas frenéticas desde la ventana para que entremos; de reojo la vemos, pero hacemos como que no.
Juane y Ana por única y última vez en toda su carrera escolar, son los elegidos para arriar la bandera, y no van a desaprovechar la oportunidad. Ni a Juane ni a Ana les alcanza el promedio para repetir la hazaña, así que es ahora o nunca, sin testigos, sin fotos, sin poder avisarle a nadie. A dúo cantan el “Saludo a la bandera” entero, guardan todo, se sonríen el uno al otro y vuelven al salón chorreando agua pero contentos, a pesar de saber que los espera el reto de la maestra.

Teníamos 9 años, estábamos en 4to grado y nunca habíamos cruzado mas de dos palabras con Juane hasta ese día; a partir de alli se creó una conexión entre los dos que sigue hasta hoy.
No muchos conocen la historia. Lo que compartimos con Juancito ese dia, “la bandera de los losers”, quedó como uno de los mejores recuerdos del cole, un guiño entre los dos, un pequeño acto de justicia finalmente, porque los losers no tendremos ni un solo 10 en el boletín, pero también tenemos bandera … .

36 comentarios:

Winnie0 dijo...

Any me has emocionado completamente con tu relato, con la música, ese maravilloso himno a vuestra bandera...¡Qué historia para guardarla un niño en su corazón para toda su vida! GRACIAS. Un beso

Lola dijo...

Ey, la bandera es la misma para todos, la bandera no discrimina aunque la pobre caiga en manos de gente que sí lo hace.
Cada vez que me pongo a pensar en los sin sentidos de la educación, y teniendo una hija recién escolarizada, qué querés que te diga, tiemblo!
Volviendo al tema, me trajiste un montón de recuerdos sobre el particular: la emoción que te elijan ir a la bandera (en mi caso, como era doble jornada, era tanto para izarla como para arriarla, aunque las canciones se correspondían tal cual) esa sensación de solemnidad, de izarla o arriarla despacito, pero no tanto como para que terminen de cantar antes, en nuestro caso incluía entrar a la dirección (la bandera se guardaba ahí), saber que el resto del colegio estaba pendiente.
Menos mal que tuviste tu oportunidad y Juane lo mismo, al menos tenés la seguridad que si el promedio era por amor a la bandera hubieran ido ustedes casi todos los días.
Lamentablemente no me parece que las cosas vayan para mejor en ése aspecto, al menos por ahora... esperemos que el bicentenario logre modificarlo un poco.

Besos!

Rebeca dijo...

Jamás había pensado el patriotismo de esa manera. Es increíble tu relato. Me emocionó. Describiste tan bien el momento en que tu compañero se queda tildado. Cuanta razón tuvo!!! Y que bueno que eso haya creado un lazo entre ambos.

Muy bonito Any!


Besos!

Balamgo dijo...

Entrañable relato. La vida siempre nos depara emociones en lugares y situaciones muy diversas.El leer tu relato con la vicisitudes sufridas y con las grandes emociones que emanaba,también yo me he emocionado.
Un abrazo.

alfredo dijo...

Emocionante Anny, yo no soy de trapos, ni de escudos, ni de himnos, porqué muchos los utilizan en su propio beneficio, manoseándolos más de la cuenta.
Pero cuando estás solo con ellos, desnudos ambos, empapándote hasta los huesos y al margen del resto del mundo, son algo extraordinario.

Besos

Briks dijo...

uuuuhhh!
no sabes...


tengo que confesar que empecé a leer la entrada con el cuchillo entre los dientes

"la bandera de los loser" y me pones la celeste y blanca

Banco los símbolos patrios a muerte, a pesar de nuestros dirigentes y etc, etc (lo de costumbre)

pero a medida que iba leyendo me iba emocionando

GENIAL RELATO, GENIAL

los imaginaba debajo de la lluvia...unidos por ese sentimiento, sin importarles las consecuencias, la maestra gritándoles...
si te pones a buscar analogías..FAAA lo de ustedes fue como suelen ser la mayoría de los actos heroícos
casi sin sentido
casi en contra de toda razón pero DE CORAZÓN

boluda
me hiciste escribir en serio. Cosa que jamás hago

me encantó este post
definitivamente va al podio de mis favoritos

aplausos para vos y Juan

buen fin de semana !!!

Stanley Kowalski dijo...

Lamentablemente la gripe derivó en neumonía, pero estoy mucho mejor. Gracias por tanto cariño.

BESOTES.

CAS dijo...

DE LO MEJOR QUE TE HE LEIDO.
UN ABRAZO CONMOVIDO.

Neogeminis dijo...

Querida vecina, me ha hecho emocionar...sigo aquí imaginándolos empapados pero felices por haber sentido que también eran patria, aunque no les alcanzaran las calificaciones...quedo lagrimeando, che...

un abrazo enorme.

LUNA dijo...

Any coincido con Alfredo. En España no hay esa cultura de rendir homenaje a la bandera.
Pero en Brasil si, también hacíamos lo que cuentas y, con mucha emoción. Aún me acuerdo de la letra del Imno a la bandera, y hace casi 50 años......
Salve lindo pendäo da esperança,
Salve símbolo augusto da pas........

Es Estados Unidos, la bandera también es un símbolo sagrado, como se ve en las películas...

Pero lo más hermoso de lo que has escrito es la ternura y el sentimiento emocionado de esos dos niños, ante algo que su cultura honra y venera.
Su respeto y significado....

Un besito

Vir dijo...

pucha que me emocionaste con este post any...
de lo mejor que he leído...lejos
beso emocionado

Mariela Torres dijo...

Es una historia muy hermosa. Es cierto, la bandera es de todos, y me parece injusto que en tu escuela sólo la izaran o arriaran los mejores promedios. Yo arrié e izé, según el caso, varias veces la bandera, así que creo que era más democrático, ya que nunca me hicieron sentir que yo tenía uno de los mejores promedios.

Besos.

sara dijo...

Mejor imposible, música, escrito..has acertado de lleno, Any!!

besos y abrazos de tu niña

sara

La candorosa dijo...

Aplauso para este post maravilloso, y sumamente "candoroso"!!!

Sepa que me emocionó, y al igual que Briks, al leer el título, ya me estaba arremangando ¡¡pa'defender "la Enseña Patria"!!

Su relato me pareció uno de los mejores para conmemorar este Bicentenario... Las historias que hacen también a la Historia de este país!!

Besotes!

Any dijo...

Winnie, gracias a vos

Lola, esta es una mas de las pifias de la escuela; creo que todos deberían tener la oportunidad de llevar la bandera, izarla o arriarla. Pero bueno, hay tantas cosas que habría que modificar primero ...

Rebeca, si creo que lo mejor fué el recuerdo que nos quedó y el acercarnos a la idea de que los símbolos son de todos

Balamgo, fué una emoción absolutamente inesperada si, porque éramos muy chicos y porque fué algo imprevisto

Alfredo, exacto. El manoseo de los símbolos patrios es muy común. Creo que son cosas a las que se debe respetar y amar sin hacer de ello un circo

Sr Briks, guarde el cuchillo por favor que me asusta! Y mas me asusta leerlo tan serio =D
Gracias Doc, aprecio mucho su opinión

Stanley, amigo! cuidate mucho y mejorate pronto
un beso

Cas, gracias amiga! me alegro de que le haya gustado

Neo, no me llore che! que todos nos miran, ejem ... disimule ...
Gracias vecina

Luna, no sé como es en España o en Brasil. Si sé que en USA tienen un tema especial con la bandera. Te diría que medio demasiado para mi gusto. Pero bueno, respeto todas las costumbres y todas las banderas del mundo

Vir, gracias! y Cuidado al cruzar! a ver si la emoción te distrae por mi culpa
;)

Mariela, si eso mismo pienso yo; el manipular la bandera debería ser algo que todos compartiéramos.
Vos lo conseguiste como un premio (merecido por cierto) yo de casualidad, y me quedó grabado

Sarita, gracias linda! siempre es una alegría encontrarte por aqui

Cando, otra mas ... será dedió! pero son una manga de cuchilleros-patoteros che! ahjajajaj.
Candores patrios pa' ud y su flia!

Winter dijo...

Para mí también la bandera era cosa importante por aquellos años. Crecí en el respeto a los símbolos patrios y con orgullo.
Los malos gobiernos transformaron esto en verguenza y a nuestra nación en un "territorio ocupado".
Si hasta me parece que no soy de aquí!

Me encantó el relato.
Un abrazo

Mai dijo...

Any, me encantò!
Qué emociòn!
Yo no era la mejor, pero era bastante traga, asi que me elegian seguido para ir a la bandera... y siempre me daba una emocion de cosquillitas en la panza.
Me pasò de emocionarme el mundial anterior que me encontrò en Italia, cuando pasaron el himno argentino, me lo canté todo y con làgrimas en los ojos. Es que es asi... uno critica a la ARG, a los gobernantes y a toda la porqueria que hay dando vueltas, pero el corazoncito es y serà siempre celeste y blanco.
Besos y viva la patria

Magamerlin dijo...

Hermoso relato, también cuando era pequeña izábamos la bandera el lunes y la bajábamos los viernes, con el himno de España acompañándolo. Nos leemos.
Besos, hasta pronto.

Paisajes de viajes dijo...

Hola, excelente blog.

Te dejo un saludo.

Annick dijo...

En cualquier momento te puede llegar tu minuta de gloria !

Besos desde Málaga.

SUSANA dijo...

Chica lista, Any. Movilizás con estas letras, jamás había pensado en este tema y clarito, tenés toda la razón!

¿Por qué cosa siempre los mejores promedios (abanderados y escoltas) tienen el honor de la bandera? Al menos en la mayoría de los colegios.

Junto con Vos, recordé que en el colegio de mi hijo, no. Todas las mañanas la izaban chicos elegidos al azar.

Como sea, un diez, muchos, el mejor promedio, no son ni deben ser los motivos para ese honor. La bandera es de todos, porque bien sabemos que los éxitos -en la escuela y en la vida- no siempre tienen que ver con las calificaciones. Ni son losers aquellos que no llegan al diez, como lo demostraron y demuestran los genios.

Qué bien, qué recontrabien tu Artículo! Felicitaciones Amiga! Hoy te sacaste el diez, entre tus lectores!

Angeles dijo...

Me faltaba leer esto ...los losers seguimos amando esa bandera, algunos desde lejos y los más siguen ahí poniéndole el hombro...
Un día me fui porque de tantas historias mal escritas me cansé, y desde donde estoy puedo ver la maravillosa tierra que tenemos y no lo puedo entender...porque acá es lo mismo pero diferente, es el mismo juego pero desde el norte (será por eso?)
Gracias por el fueguito que me dedicaste, vos sos un fueguito!!
Besos:)

gustavo dijo...

que cabr0nazaaaaaa¡¡
he leid0 el c0mentari0 de alfred0, est0y c0n el...
he leid0 el c0mentari0 de cass, est0y...n0, n0 pued0 estar el cien p0r cien c0n ella¡¡¡...
en tu estil0 d escrit0s veridic0s y de risa permanente eres una m0nstrua, una genia...de estil0 este, del d esta entrada...leches, any, que es una preci0sidad de relat0
amen
medi0 bes0...¡¡¡y ademas an0che camtabas el himn00, ah0r que l0 reuerd00000!
tu estabas fumadaaaa¡¡¡
medi0 bes0 de nuev0

LadyMarian dijo...

A veces en el colegio anulan el patriotismo en vez de fomentarlo. Entiendo que elijan abanderado y escolta entre los mejores promedios, pero izar y bajar la bandera todos los días debería sortearse entre todos o ir por orden.

Los himnos y marchas deberían enseñarse de otra manera y explicando el significado. Tenemos un himno lindísimo (mucho más lindo que el de otros países) y veo que los chicos lo cantan con desgano.

Excelente entrada!! Any, me encantó!

Besos

LadyMarian dijo...

Me quedé pensando... la maestra, un desastre! Manda a "los alumnos de segunda" cuando está lloviendo. Por qué no envió a uno de los mejores promedios como todos los días?

Yoni Bigud dijo...

Vivan los losers. Yo soy miembro vitalicio.

El cuatro es nota, los demás son números.

Un saludo bicentenario.

nadasepierde dijo...

no sé porque los colegios hacían esas cosas de "honrar" las notas con el privilegio de subir o bajar la bandera.
pero se hacía...y a mi me tocaba, era buena alumna, y por un año entero me tocó bajarla todas las tardes... y a eso se sumaba el tener que salir 5 minutos antes para llegar al mástil.
Creo que donde mas nos emocionabamos era con la Marcha de San Lorenzo, cada vez que habia un acto, y esto supe que le pasaba a muchos.
Por suerte ya no es bandera de losers, creo que hoy se eligen bajo otros parámetros. Nadie es un loser.

un beso

Soledad dijo...

El día en que entendamos que el amor y el respeto deben ser las prioridades vamos a empezar a ser una sociedad mucho mejor.
Terrible asociar poder a símbolos...

Me conmovió mucho tu relato.

dondelohabredejado dijo...

No puedo parar de llorar, me emocionó muchísimo el relato.
Nunca me puse a pensar en aquellos que nunca llegaban a la bandera. Y sí, es una injusticia terrible.
Ojalá las cosas cambien, mejoren para los argentinos. Yo conservo alguna esperanza...
Abracito.

Stanley Kowalski dijo...

Ay Any! Recién llego y ya me estás haciendo lagrimear! Es tan cierto lo que decís, por suerte ahora eso cambió. Pero esta anécdota es maravillosa, te aseguro que va directo al corazón!

BESOTES HERMOSA Y FELIZ MARTES!

Eva Magallanes dijo...

Bonita vivencia Any, emociona y a la vez hace reflexionar. No soy muy apegada ni a los símbolos patrios ni a los héroes de la patria, pero eso de la bandera sólo para los alumnos con buenas notas es deplorable, entonces sólo también para los que cumplen con ciertas características físicas, sólo para los de un espectro socioeconómico, sólo para los "exitosos", sólo para los poderosos... es una discriminación aberrante que no le hace bien a una nación... más encima con la bandera que tendría que ser un emblema de unidad y fraternidad, es una tremenda contradicción. Lo rico es que esa experiencia te permitió generar un afecto por otra persona y ese afecto sigue vivo hasta el día de hoy... eso, para mi, es mucho más trascendental que la bandera.
Un abrazo!

Blonda dijo...

Me emocionó tanto como cuando lo lei la primera vez que lo publicaste.

Anduve desaparecida, pero no por eso me olvidé de los afectos eh!
Teneme paciencia, que apenas me organice vuelvo con todo.

Te adoro amiga!!!!!
beso

Rochitas dijo...

Ay Annie, me hace acordar a brother menor con su división entre losers y winners, jamón y anana, loso que miran o no 24 ...
¿Vió que su G.C. regresó al país?
La extraño.
Y la espero por aquí:
http://losmosaicosastrologicosderochitas.blogspot.com/, mi tauro favorita ;)
Y por aquí ONLINE con mis talleres.
http://delaberintosydeespejos.blogspot.com/
¿Montones de fotos para que chusmee ;) by email?

Stanley Kowalski dijo...

Te agradezco mucho el comentario que me dejaste, yo sabía que iba a postear sobre un personaje que brilló en un arte que no es masivo. Pero no todos tienen tu grandeza y tu sensibilidad.

Estoy muy bien, por suerte.

BESOTES GUAPA Y GRACIAS POR EL ESFUERZO QUE HACÉS VISITÁNDOME!

Rochitas dijo...

http://losmosaicosastrologicosderochitas.blogspot.com/2010/06/la-luna.html
about gus!

El Mostro dijo...

¡Hermosa historia!